La Comunidad de Madrid halla un documento que demuestra que el literato estuvo en la Armada Invencible, lo que se creía hasta ahora una licencia literaria.